Aprende todo sobre la sorprendente Serpiente Coral

En este artículo hablaremos de la serpiente coral, una de las serpientes más venenosas; así mismo hablaremos también de sus características, el ambiente donde habita, de su alimentación, de su reproducción y algunas cosas más que seguro te encantará.

serpiente coral

La Serpiente Coral

Las serpientes de coral, conocida también como serpientes rabo de ají o coralillos pertenecen o se integran a las serpientes venenosas que forman parte de la familia Elapidae, que se visualizan de las regiones tropicales. La serpiente coral es una de las conocidas en el planeta, que se puede reconocer fácilmente de otras por sus espectaculares colores, que son el rojo, el blanco, el negro y el amarillo.

Reconocida por sus hermosos colores, temida por su letal veneno, sin duda alguna, es un ejemplar para contemplar y conocer. Catalogada por algunos como una de las especies que son más admiradas en todo el mundo, aunque sus ataques normalmente se han registrado dentro de los países americanos; y de acuerdo a su veneno, se encuentra detrás de la víbora de foseta y la serpiente de cascabel.

Nombre científico

El nombre científico de la serpiente coral es Micrurus fulvius; es una clase de elápido venenoso que únicamente se puede encontrar en el sudeste de Estados Unidos y el noreste de México.

Características

La serpiente de coral se encuentra divida en dos (2) grandes grupos:

-Las serpientes de coral del viejo mundo: familia a cual pertenecen dieciséis (16) especies, que están repartidas en dos (2) géneros (Calliophis y Sinomicrurus).

-Las serpientes de coral del nuevo mundo: a la cual se integran trece (13) especies que están repartidas en tres (3) géneros (LeptomicrurusMicrurus y Micruroides).

Está serpiente comparada con otras especies de serpientes es de un tamaño más diminuto, llega a medir un (1) m de largo como máximo, cuando están en la etapa adulta; en este caso las hembras son mucho más grandes en relación a los machos.

A parte de ser de pequeño tamaño, su cuerpo además de ser muy llamativo y colorido es muy delgado. A diferencia de las serpientes coral no encontraremos la misma combinación de colores en su piel.

Su cabeza se encuentra mezclada con su cuerpo, tienen ausencia de una variación en cuanto al ancho de su cuerpo (tiene el mismo ancho de la cabeza hasta la cola). La cabeza, siempre va a ser de color negro, sin que se pueda distinguir un cuello. (ver artículo serpientes venenosas)

serpiente coral

Algo que distingue a esta serpiente coral es que, en relación a otras especies que son venenosas, tiene la pupila de manera circular, y la cabeza también, no como otras especies que tienen forma de rombo, además no tienen pozos para la detección de el calor.

No se conoce hasta dónde llega su esperanza de vida en la naturaleza, pero en cautiverio se estima que pueden vivir entre unos siete (7) años hasta veinte (20).

No todas las especies de serpiente coral manejan mismos patrones colores en su piel, por lo que es muy importante conocer las serpientes específicas que habitan en cada lugar, para evitar confusiones.

Sus sacos de veneno no están relacionados con los colmillos, pero se encuentran adyacentes a los dientes, de igual manera impregna las perforaciones que realiza la serpiente cuando clava sus dientes en alguna víctima.

Esta especie, es la única serpiente venenosa que habita en América del Norte que no forma parte de la familia de las víboras.

Hábitat

La serpiente coral habita principalmente dentro de el continente americano y en algunas regiones del continente asiático.

Esta especie por ser de sangre fría acostumbra a vivir en áreas cálidas y de clima tropical, que les otorgue el calor que necesitan para sobrevivir. Pero también a veces las podemos encontrar en ciertos pantanos y matorrales.

serpiente coral

La serpiente coral es familia de la cobra, de la mamba y de la serpiente marina. Que habitan en las selvas, en lugares con mucha arena y en los pantanos del sudeste de Estados Unidos; y pasan la mayoría de su vida debajo de la tierra o entre montones de hojas.

Alimentación

La serpiente coral al igual que las demás especies de serpientes son carnívoras, generalmente se comen de otros reptiles incluidas otras serpientes, e inclusive otras serpientes coral.

Los lagartos y los mamíferos pequeños son una exquisitez para la serpiente coral, también puede consumir algunos anfibios como son las ranas. Estas serpientes tienen rasgos caníbales, pues tienen la capacidad de devorar a otras serpientes de su misma especie, de la misma forma de como engullen a los pájaros y los insectos.

serpiente coral

Después de atrapar a la presa y morderla, cuando el veneno hace su efecto, la serpiente procederá a abrir sus mandíbulas, que se pueden estirar con mucha facilidad para poder engullir presas de mayor tamaño, y tratará de introducir el cuerpo de la presa completo al interior de su cuerpo.

Más tarde, el proceso de digestión tardará algunos días, durante este tiempo la serpiente se encuentra en un estado de letargo donde disminuye su actividad física a la mínima expresión. (ver artículo alimentación de las serpientes)

Reproducción

La serpiente coral pone entre tres (3) a cinco (5) huevos, y esta puesta generalmente se da en el mes de julio; el tiempo de incubación de los huevos es de unas doce (12) semanas, y después de transcurrido este tiempo los huevos eclosionan.

La mayoría de las serpientes venenosas paren a sus crías vivas (son vivíparas), pero en el caso de la serpiente coral real las crías salen de los huevos que deposita la madre en el nido (son ovíparas).

Cuando nacen las serpientes coral real son muy pequeñas, llegan a medir 0,18 metros de largo y desde el momento en que nacen ya pueden contar con su arma secreta, el veneno.

serpiente coral

Comportamiento

Las serpientes coral pueden llegar a ser muy asustadizas y sobretodo muy solitarias, durante el día estarán escondidas en alguna clase de madriguera o de cueva subterránea.

Por su carácter solitario, se mantienen en la seguridad que les da las madrigueras o las cuevas subterráneas durante el transcurso de el día, y salen durante la noche y en la mañana temprano para alimentarse. Solo salen para poder encontrar el alimento. Dentro de su propia especie, las serpientes coral real son muy solitarias y son bastante agresivas, inclusive en la época de reproducción.

Veneno

El veneno de la serpiente coral es neurotóxico, es decir que impiden la comunicación que existe entre el cerebro y los músculos, también inhibe el movimiento y también bloquea las funciones tanto cardíacas como respiratorias.

serpiente coral

Este tipo de veneno afecta la manera en que el cerebro se comunica con los músculos, interrumpe la capacidad de hablar, altera la capacidad motora, y en última instancia, bloquea la actividad del corazón y de los pulmones.

Los síntomas que genera el veneno pueden aparecer hasta doce (12) horas posterior a recibir la mordedura.

Contrariamente a lo que se cree comúnmente, la cantidad máxima de veneno se puede aplicar sin que se produzca la masticación; la aplicación del veneno está asociada con el tiempo de duración que tenga la serpiente prendida a su presa, no a la cantidad de mordeduras. Aunque varias mordeduras ayudan a facilitar y a acelerar la transferencia del veneno, pero no inciden en la cantidad aplicada de el veneno.

Mordedura

La mordedura generada por una serpiente coral, que es famosa por ser una de las serpientes más venenosas, no provoca en primera instancia los efectos que tanto se temen. No resulta ser dolorosa ni causa algún tipo de inflamación en el área afectada, y los síntomas restantes pueden no presentarse hasta que hayan pasado unas doce (12) horas de la mordedura.

Pero si no se administra el antídoto dentro de esas doce (12) horas, la neurotoxina que contiene el veneno comenzará a interrumpir las conexiones que existen entre el cerebro y los músculos, causando ciertas dificultades tanto en el habla, como la presencia de visión doble y hasta de una parálisis de los músculos y, en última instancia, parálisis de el sistema respiratorio y cardíaco.

serpiente coral

Es lamentable, que por sus vibrantes colores, las serpientes coral resulten tan atractivas para los niños sobre todo. Porque muchas de los casos que son reportados relacionados con mordeduras de esta serpiente, son debidas a la curiosidad que provocan estas serpientes en los jóvenes, que tratan de agarrar a este reptil. Es por esto que resulta ser muy algo positivo la timidez que muestra este reptil, y que se dejen ver en raras ocasiones, para evitar así estas situaciones.

La serpiente coral es un animal que no se deja ver por lo regular, y generalmente muerden a los seres humanos únicamente si la pisan o tratan de agarrarla. A parte, que como para poder aplicar toda la cantidad del veneno que posee a su víctima, tiene que masticar, de manera literal, por esto, la gran mayoría de las mordeduras a seres humanos no llegan a ser mortales.

Esto se puede observar por el hecho que desde el años de 1967, año en que se descubrió el antídoto, no se a presentado casos de muerte provocada por la mordedura de una serpiente coral en Estados Unidos.

(Visited 281 times, 1 visits today)
Categorías Reptiles

Deja un comentario