Giardia Lamblia: características, hábitat, y más

La Giardia Lamblia es un parásito cuya característica y reproducción afecta al cuerpo durante mucho tiempo; te invitamos a leer este articulo para que descubras todo lo necesario que debes saber sobre este parásito.

 Giardia Lamblia

Introducción

El ser humano al igual que los humanos, ha estado expuesto durante todo el desarrollo de su vida, dentro de la naturaleza, a la presencia de parásitos que pueden afectar el normal funcionamiento de su organismo; y uno de estos parásitos ha sido precisamente la Giardia Lamblia.

La cual en su origen era considerada como un parásito que se encontraba dentro del tubo digestivo del organismo, y que se comportaba como un comensal u organismo parasitario, que no ocasionaba mayores consecuencias con su presencia en el organismo que habitaba.

Pero la presencia de casos reincidentes de diarreas, llevó a la necesidad de estudiarla, puesto que se presentaban infecciones en las que eran observadas manifestaciones, que permitían establecer en ellas el cumplimiento de los postulados de Koch.

 Giardia Lamblia

Estos postulados son análisis realizados de forma científica, y con la realización de pruebas donde se estudian los agentes causantes de ciertas enfermedades, probando con ello que su presencia afecta a través de daños físicos a los organismos que lo tiene presente dentro de su cuerpo.

En el año de 1681, parásitos que son similares a los de la Giardia fueron descubiertos y descritos por Antón Van Leeuwenhoek, cuando observa su presencia en las heces humanas; lo cual para ese entonces y durante muchos años han sido considerados inofensivos, pues no se habían determinado que ocasionara ningún síntoma con su presencia.

Siendo para el año de 1859 por LambI, cuando se establece que es un parásito que ocasionaba consecuencia, ya que la describe como Cercomonas Intestinales; y que es identificada como Giardia Lamblia, como reconocimiento a Giardde  y Lamblde.

Giardia Lamblia

Con todo esto en consideración, existen muchos criterios que se debate sobre la decisión de cómo se deben actuar frente a la presencia de este tipo de parásito; principalmente en la consideración si deben ser tratados o no, al igual de la forma en que se debe seguir su evolución dentro de los organismos que afecta.

Esta controversia se debe a que muchos estudiosos de la materia consideran que en zonas donde el parásito es considerado un agente endémico, cuando es tratado se vuelve a infectar en mayor porcentaje; pero por otra parte; si este parásito afecta el crecimiento de un niño, es necesario aplicar medicamento a pesar del riesgo de reinfección.

Por ello hemos considerado la importancia de presentar un amplio conocimiento sobre el parásito de la Giardia Lamblia, especialmente por el hecho de que muchos investigadores consideran que si la persona no presenta síntomas, no es necesario ser medicado, pero el riesgo de transmisión a otras personas es latente e incluso puede ser epidémico.

En tal sentido, en el presente artículo consideramos los aspectos más relevantes sobre este parásito, con la finalidad de que todos nuestros lectores cuente con una amplia información que le permita relacionarse con las personas infectada por la Giardia, para que tengan una alternativa de la forma en que deben manejarse ante esta situación. (Te invito a conocer además Los Parásitos).

Giardia Lamblia

¿Qué es la Giardia Lamblia?

La Giardia Lamblia es considerada un protozoo o parásito, cuya distribución se realiza de forma masiva, especialmente dentro de las zonas tanto tropicales como subtropicales. Que es considerado un agente patógeno, pues causa infecciones dentro de los intestinos del organismo en el que se encuentre.

Es por tanto un parásito común, que afecta a los organismos huéspedes, pues tiene un ciclo de vida que desarrolla de forma directa y variable; para el cual han sido utilizado diversos medicamentos, pero han tenido efectos colaterales y fallas, lo que ha hecho difícil su erradicación.

La Giardia Lamblia, se ubica en la primera parte del intestino delgado de los pacientes, donde se presentan las condiciones favorables para su desarrollo, en vista de que allí, el pH es alcalina. Existen por tanto en este lugar mediante trofozoito, que es su forma vegetativa activa, que es la que le permite reproducirse.

Características de la Giardia Lamblia

La Giardia Lamblia es un parásito presente en muchos organismos de forma común, que vive a expensas de los recursos de todos estos cuerpos, que le suministran recursos para que se desarrolle, alimente y reproduzca y que posee una serie de características como las consideradas a continuación:

  • Es un protozoo patógeno que se encuentra dentro de los seres humanos y animales.
  • Es un organismo del reino protista, clasificado dentro del orden de los diplomonadida, que suele parasitar los intestinos del cuerpo humano y de otros animales, ocasionandoles una enfermedad denominada giardiasis, denominada también lambliasis.
  • Su ciclo biológico está compuesto de dos fases, el trofozoito y el quiste.
  • Tiene una reproducción de tipo asexual, por medio de la fisión binaria y el disco ventral, lo que significa básicamente que sus células se dividen y se multiplican dando origen a nuevos hijos.
  • Los organismos que ocupa son sus portadores, los cuales pueden manifestar la presencia de síntomas o no.
  • Se contagia mediante el contacto con las heces de los organismos portadores.

Nombre científico

El nombre científico con el que se identifica este parásito es Giardia Duodenalis, considerado un protozoo flagelado (que posee cola), ubicado dentro del reino protista, en la clase de los fornicata, con el orden de los diplomonadida y cuyo género es Giardia bajo la especie de Lamblia.

Es un agente que causa la enfermedad de giardiasis, que suele habitar el intestino delgado de los organismos que habita, lo cual puede generar la presencia de síntomas diarreicos, los cuales pueden manifestarse de una forma aguda, volverse crónico o tan solo ser de carácter intermitente.

El parásito puede estar presente dentro de un organismo, sin manifestar ningún tipo de síntoma; es muy frecuente en todo el mundo, que ha sido descuidada dentro del campo de la medicina, pues no era considerada de mucha consecuencia para los humanos. (Puedes ver también Parasitosis).

Giardia Lamblia

Morfología

El parásito de la Giardia Lamblia es muy  pequeño, y básicamente se adhiere con mucha facilidad al intestino, posee en su estructura 2 núcleos y 4 pares de flagelos que le permiten movilizarse; y realizar su ciclo vital en base a dos formas que son los trofozoítos y el quiste.

El trofozoíto que representa su estructura vegetativa activa, se pega de los intestinos y se alimenta de ellos, para luego reproducirse. Esta alimentación la realiza mediante la fagocitosis, que es rodeando las partículas presentes en su entorno para introducir su contenido a su célula.

La otra forma como se alimentan es la pinocitosis, que es la captación de los materiales de su entorno, disolviéndolas y aprovechando todos sus nutrientes para su mantenimiento celular.

En cuanto a su formación de quistes, estos constituyen su forma infectante, pues es adquirido por las personas mediante el consumo de agua u alimentos que han sido contaminados por los parásitos presentes en forma de quistes en las heces.

Giardia Lamblia

Estos quistes también pueden pasar mediante relaciones sexuales de tipo oro-anales, e igualmente contagiar a una persona sana. Una vez presentes dentro del organismo, se comienza un proceso denominado exquistación, llevándose a cabo en el intestino delgado.

No se han establecido con certeza los mecanismos precisos de este desarrollo, que se considera que los realiza gracias a que en el estómago y el duodeno, están presentes enzimas digestivas y cambios de pH, que son favorables para su reproducción.

En consecuencia se forman los nuevos trofozoítos, que continuarán con su ciclo vital, y volverán a multiplicarse de forma asexual dentro del intestino delgado, y debido a factores no claramente identificados, pero que pueden ser consecuencia de cambio del pH de los contenidos estomacales, estos parásitos se enquistan y pueden ser expulsados en las heces.

Hábitat de la Giardia Lamblia

La Giardia Lamblia es un parásito que usualmente se encuentra en el duodeno, que es la parte del intestino delgado que se ubica entre lo que es el final del estómago y el yeyuno. También puede verse presente en las primeras partes del yeyuno, que es la que se ubica entre el duodeno y el íleon.

Considerándose además que no desarrolla en estos sitios, fenómenos o procesos que sean considerados como invasivos. Pero el reproducirse en forma de trofozoitos y luego al enquistarse, representan un elemento de contagio para otros organismos que representaran su hábitat. Básicamente la Giardia Lamblia es un ser vivo, considerado como microbio, que habita otros organismos con la finalidad de mantenerse, alimentarse, desarrollarse y reproducirse mediante sus quistes.

Los cuales son eliminados por los organismos portadores y expulsados al exterior mediante las heces, con lo cual hace que puedan adueñarse de otros organismos en los cuales vivir, pues han sido contagiados con el parásito, que puede estar presente en el ambiente exterior por meses a temperaturas bajas.

Por ello los humanos y algunos otros mamíferos terrestres, al igual que marinos, suelen representar el hábitat para estos parásitos, siendo algunos de sus hospedadores, los primates, los perros, gatos, bovinos, cerdos, ovinos, caballos, roedores e incluso los cetáceos, con su distribución alrededor de todo el mundo. A continuación podemos observar donde suele encontrarse la Giardia Lamblia en el cuerpo humano, específicamente en el intestino delgado.

Giardia Lamblia

Reproducción

Hemos señalado que la Giardia Lamblia es un tipo de protozoo flagelado, es decir presenta ápices similares a látigos, por medio de los cuales se desplaza y se adhiere a las paredes de los intestinos, ellos tiene a su vez una reproducción de tipo asexual. La cual es realizada por medio de fisión binaria.

La cual consiste básicamente en la duplicación de su ADN, con la posterior división de su citoplasma que compone su forma celular, y mediante lo cual se da origen o dos nuevas células, que tienen sus mismas características y que son consideradas sus hijas.

Este parásito vive en su forma de trofozoito, que es la que se reproduce; manteniéndose sujeto a las paredes intestinales, para alimentarse y luego reproducirse, tan pronto como el intestino inicia su proceso de deshidratación. Ante lo cual el parásito se enquista, perdiendo entonces los flagelos, y su forma se hace ovalada. Manteniendo así su ciclo de vida.

Giardia Lamblia

Ciclo biológico de la Giardia Lamblia

El parásito vive en forma de trofozoito en el intestino delgado, básicamente a nivel del duodeno, se le puede observar adherido a sus paredes, alimentándose y teniendo allí la posibilidad de reproducirse; forma que mantiene hasta que el contenido intestinal se deshidrata.

En ese momento se vuelve en forma de quiste, generado a partir de los propios trofozoitos, que sufren una metamorfosis, mediante la cual pierden sus flagelos o patas y se vuelven ovalados, envueltos en una pared recubierta por una membrana.

Una vez que alcanzan su madurez, son expulsados al exterior por medio de las heces del organismo que los contiene en su interior. Manteniendo en todo momento este ciclo de vida, pues estos quistes son adquiridos por otros organismos, mediante su contagio.

Al entrar en su nuevo hospedador, el quiste cambia disolviendo su pared, y esta da lugar a un nuevo trofozoito, que inmediatamente se reproduce de forma asexual, mediante la división de su ADN, que trae como conciencia la aparición de otros dos nuevos trofozoitos, que hieren inmediatamente al intestino delgado, completando así su ciclo de vida.

Prevención

La prevención consiste en evitar básicamente el contagio de este tipo de parásito, pues sus quistes pueden ser inactivados por la aplicación de cloro en el agua. También el factor temperatura especialmente a nivel de congelación, puede reducir su presencia, pero no garantiza su inactividad total.

No existen vacunas que permitan evitar estar expuestos a ellos, pero pueden utilizarse medicamentos que permitan su proliferación, los cuales son denominados antimicrobianos. Sin embargo una de las mejores prevenciones al respecto, es una serie de medidas preventivas que nos permiten evitar estar expuestos a su presencia.

Siendo la principal de todas ellas, el control sanitario de las aguas y alimentos que consumimos al igual que los que son consumidos por los animales, que se encuentran en contacto con nosotros. A fin de garantizar que estos elementos no se encuentren contaminados al momento de ser consumidos.

Es importante contar con instalaciones adecuadas en los sitios donde se manipulan los alimentos, cuyas superficies sean adecuadas para mantener su limpieza y desinfección de forma segura y confiable. Además de contar con sitios donde la manipulación y eliminación de las heces sea controlada.

Todo esto acompañado de una rutina higiénica personal adecuada, especialmente el lavado de las manos luego de utilizar los baños y en especial antes de consumir cualquier bebida o alimento. También aplicado en el caso de tener contacto con los animales. (Pueda que te interese ver también La Microbiología).

Giardia Lamblia

Enfermedades producidas

La Giardia Lamblia produce una enfermedad que se conoce con el nombre de giardiasis, que es una diarrea que puede ser crónica e intermitente. Este parásito es microscópico y de tipo unicelular, que se aloja en el intestino delgado, de los organismos que le sirve de hospedador.

Como se ha planteado el parásito vive dentro de los organismos, y se expulsa por sus heces, encontrándose posteriormente presente en el suelo, los alimentos y aguas. Además de cualquier otra superficie que pudiese estar contaminada por desperdicios.

Siendo fácil su contagio si no se tienen los cuidados higiénicos necesarios, pues puede ser contagiado durante el contacto sexual, o simplemente al ingerir el parásito, con todo aquello que comamos y estuviese contaminado. Con lo cual son propensos a padecer la giardiasis.

Giardiasis

Es básicamente la infección ocasionada por la presencia de la Giardia Lamblia dentro de nuestro organismo. Siendo su principal síntoma la diarrea, como manifestación inmediata, que a su vez puede estar acompañada de gases, evacuaciones de apariencia grasosa, presencia de cólicos y el padecimiento de malestar estomacal o la presencia de náuseas.

Todo esto puede traer como consecuencia, que la persona que padece una giardiasis, puede manifestar la pérdida de peso corporal y reducción de la hidratación de su cuerpo. Aunque muchas personas no manifiestan estos síntomas, a pesar de tener este parásito dentro de su organismo.

Pero para las personas,la giardiasis se presenta de forma patógena, es decir, con toda una serie de síntomas y manifestaciones; los mismos pueden tener una duración de dos hasta seis semanas. Por lo cual es necesario que se realicen un examen mediante una muestra de sus heces, a fin de que les sea diagnosticar la causa de su padecimiento.

Giardia Lamblia

Pueda que el parásito no sea observado en una solo muestra, por lo que en ocasiones, es necesaria la realización de varias de ellas, especialmente si los síntomas persisten. Posteriormente al ser detectado el parásito, su médico le administrará un tratamiento con la finalidad de erradicarlo.

Generalmente este tipo de infecciones suelen ser tratadas con antimicrobianos, como por ejemplo el Metronidazol, furazolidona, quizás con el uso de Albendazol, nitazoxanida, tinidazol e incluso con secnidazol. Siendo su médico quien le recetará el más indicado de acuerdo con la condición física presentada, por cada uno de los pacientes. (Puedes conocer también Las Bacterias)

Giardia Lamblia

Contagio

Este tipo de parásito se encuentra presente en muchas parte de todo el mundo, generalmente en los países que se encuentran en vía de desarrollo, y en especial en aquellos que son más pobres y no cuentan con las normas sanitarias acordes para evitar la proliferación del parásito, cuya presencia puede ser endémica para muchas regiones.

Los índices de contagio son tal altos, que existen lugares donde hasta el 50% de sus habitantes pueden estar infectados de este tipo de parásitos. Con cifras alarmantes pues se han calculados hasta unos 200 millones de casos de giardiasis, en poblaciones de África, Asia y América Latina.

En otros países como por ejemplo en los casos de los Estados Unidos o Canadá, se le conoce con el nombre de fiebre del Castor, por ser precisamente a través de este animal, que se realiza mayormente el contagio de otros animales y de los humanos.

Tal como se ha planteado anteriormente, el parásito se adquiere tras el consumo de agua o alimentos, e incluso por medio de relaciones sexuales; cuando estos están expuestos a los quistes del parásito, que están presentes en las heces de animales que estaban contagiados por el mismo; y que han permanecido latentes en los suelos.

Las infecciones pueden desaparecer por sí solas a cabo de pocas semanas, pero pueden volverse crónicas y ocasionar problemas intestinales, que se mantienen por tiempo prolongado; por lo cual es necesario que las personas que manifiesten estos síntomas sean medicadas adecuadamente para su control y erradicación.

Giardia Lamblia

Síntomas

La giardiasis puede que no ocasione síntomas en algunas personas, y en aquellas que los manifiesten, lo harán de la misma forma; por ello a continuación indicaremos cuales son los más usuales:

  • El síntoma básico es la presencia de diarrea, es decir, evacuaciones líquidas, con mal olor.
  • Presencia de malestar general con fatiga o cansancio.
  • Cólicos en la región abdominal, la cual además puede verse inflamada.
  • Presencia de muchos gases y posibles flatulencias.
  • Pérdida de peso corporal, acompañado de la presencia de constantes náuseas.

Giardia Lamblia

Diagnóstico

Para poder realizar un diagnóstico que sea seguro, es necesaria la realización de un examen, que es realizado mediante una muestra de las heces de la persona enferma. Con una posible secuenciación de estos exámenes, con la finalidad de dar una mayor confianza a los resultados obtenidos.

Esta secuencia de exámenes de heces son realizados durante un periodo de varios días, pues puede darse el caso de que en la muestra de heces tomada, no aparezcan los quistes de Giardia y sin embargo estar presente en su organismo; por ello se toman varias muestras repetidas, para que los resultado sea confiables.

Una vez establecida la enfermedad, su médico le administrará los medicamentos acordes para la erradicación del parásito, controlando todo esto además con la secuencia de análisis de heces subsiguientes.

Antígeno

Cuando por ejemplo se habla de análisis del antígeno de la Giardia Lamblia, se hace referencia al examen que permite descubrir la presencia de este parásito en los heces que están siendo analizadas, por el hecho de que han causado una infección a la persona que las padece.

Por supuesto las muestras deben ser tomadas bajo el más estricto control de higiene, a fin de poder obtener los resultados esperados, es decir, que no se encuentre contaminadas por ningún otro elemento. Deben ser tomadas y guardadas en envases estériles adecuados para su posterior análisis. Cuando sea necesario tomar las muestras en niños, esto deberá ser supervisado por sus padres a fin de garantizar, que sean tomadas adecuadamente.

Las muestras deben ser llevadas lo antes posible a los laboratorios a fin de evitar su descomposición. Posteriormente su médico le indicará cuál será el tratamiento a seguir, según los resultados arrojados durante las pruebas que se han realizado; para ello, con los análisis, el podrá indicarle que tipo de medicamento o fármaco deberá consumir como antígeno o antimicrobiano.

Giardia Lamblia

Un antígeno es toda aquella sustancia química que es consumido por nuestro organismo y que a su vez, ocasiona una respuesta inmunitaria, que se basa en el hecho de que nuestro organismo crea anticuerpos que puedan hacer frente a una infección que se está manifestando dentro de él.

¿Cómo eliminarla?

Este tipo de parásitos pueden ser eliminados con tratamientos recomendados por su médico, y que se basan en medicamentos denominados antimicrobianos, que se encuentran en composiciones como es el metronidazol, nitazoxanida o tinidazol, por dar un ejemplo.

Estos fármacos, en especial el metronidazol, son utilizados como tratamiento por excelencia en estos casos, ya que permite que los parásitos se alteren y con ello erradicar su presencia; pero es importante que sean considerados de uso delicados, en especial en el caso de mujeres embarazadas.

Por ello es importante si es posible evitar la utilización de los medicamentos, siendo utilizados, solamente en los casos en las que las infecciones se vuelven crónicas y necesitan control.

Pues el metronidazol es a la vez un antibiótico que ocasiona efectos secundarios, como son las náuseas y la presencia de un sabor metálico en la boca, ante el cual no se deben consumir bebidas alcohólica.

Giardia Lamblia

Tratamientos caseros

La creencias de las culturas humanas a través de la historia, ha dejado enseñanzas que permiten que lleguen a todos nosotros una serie de remedios caseros, que por un lado, están al alcance de todos nosotros, y por el otro, pueden ser más económicos que los fármacos y además más saludables.

Por ello les daremos a conocer algunos de ellos, a fin de que todos ustedes cuenten con estas herramientas a mano, en caso de que sean necesarias:

Vitamina C con yogur: Se tritura la vitamina y se incorpora a medio vaso de yogur, tomándolo y no comiendo más nada, al menos durante una hora. Recuerde que además el yogur tiene la propiedad de aumentar la proliferación de la flora intestinal, favoreciendo así su funcionamiento.

Giardia Lamblia

El tratamiento debe ser repetido al menos por unos siete días, con un descanso de cinco días y una nueva dosis de tratamiento por otros siete días.

Miel y Coco: Este es otro tratamiento que usted puede probar, para erradicar las Giardias; unas tres onzas de leche de coco y un poco de jugo de epazote (planta aromática), todo se mezcla bien. Al levantarse se toma una cuchara de miel de abeja y luego de 15 minutos, se toma la solución que hemos preparado de leche de coco y epazote.

No debe tomar nada durante por lo menos una hora, y seguir el mismo, al menos por unos tres días seguidos; descansar como una semana, y repetirlo nuevamente por otros tres días.

Además tenemos muchos otros remedios caseros que se pueden utilizar como es el uso del ajo, comiéndolo entero; el jengibre en infusiones, la corteza de ajenjo, también en forma de té o infusiones, las semillas de calabaza tostadas y pulverizados, siendo tomas con cualquier bebida. Y en general muchos otros que son todos efectivos como control de estos parásitos.

Quistes de Giardia Lamblia

Los quistes son las formas físicas del parásito de la Giardia Lamblia, que es el agente contaminante que se transmite a las personas, luego que se encuentran expuestas a ser contaminados por estos quistes, adheridos al agua o cualquier alimento consumido por las personas.

Muchas personas están expuestas a adquirir los quistes de la Giardia, especialmente viajeros, excursionista y caminantes que consumen generalmente aguas que no han sido tratadas y se encuentran en arroyos y lagos de todo el mundo.

Tal como se ha planteado, los trofozoítos de la Giardia, que es su forma parasitaria, consume y se reproduce dentro de los organismos en los cuales se encuentra; al cambiar la condición del pH del contenido intestinal y comenzar su deshidratación, el parásito sufre cambios físicos, que lo transforman en quistes.

Estos quistes al llegar a su madurez son expulsados del organismo, mediante las heces; considerando además que durante su cambio, asumen una forma ovalada, y quedan desprovistos de su flagelos, que eran con los cuales se aferraban a las paredes intestinales.

Giardia Lamblia en la orina

La presencia de la Giardia Lamblia se determina solamente por exámenes con muestras de heces y algunos exámenes específicos de sangre; no es determinada su presencia, durante ningún examen de orina.

Siendo además la única forma en que la composición de la misma se vea alterada, cuando se suministra medicamentos como el metronidazol, que suelen ser absorbidos a nivel hepático y excretados, por la orina; pero lo que usualmente se excreta, son los residuos del medicamento, que a su vez también se realiza en las heces. (Te recomiendo ver también La Malaria)

Giardia Lamblia en las heces

Giardia Lamblia

La Giardia Lamblia sale por medio de las heces en forma de quistes, por aquellos organismos tanto humanos como animales, que les sirven de hospedadores. Siendo además por medio de estas heces que se contamina el ambiente y que se contagian los nuevos hospedadores para los quistes.

Por otra parte, es mediante el análisis de las muestras de heces de las personas enfermas, que se determina la presencia de estos parásitos, necesitando en muchas ocasiones, exámenes seriados; es decir, varios análisis de muestras de heces seguidas para poder despistar o afirmar la presencia del parásito en determinado organismo.

Las personas pueden sospechar la presencia del parásito en su organismo, cuando presentan el síntoma de tener heces líquidas, pastosas o grasosas, con muy mal olor. Además de otra serie de síntomas que les lleva a bajar de peso e incluso crear una intolerancia a la lactosa.

Giardia Lamblia en los niños

Es importante poder identificar la presencia de estos parásitos en los niños, pues ellos podrían no manifestar síntomas y por ende, sus padres no sabrán si padecen o no de este tipo de parásitos. Muchas veces incluso se les puede confundir con problemas digestivos cuando en realidad no lo son.

Giardia Lamblia

Los padres deben estar atentos a los síntomas manifestados por sus hijos, ya que cuando es infectado por la Giardia, puede tardar de siete a catorce días, hasta que se observar algún tipo de manifestación orgánica en el niño. Quien podría presentar alguna distensión abdominal, con malestar estomacal, flatulencias e incluso la presencia de cólicos.

Siendo además síntomas más graves, cuando el niño experimenta náuseas, diarreas con presencia de grasas, vómitos e incluso comienza a perder peso corporal, producto de la deshidratación física que le está ocasionando el parásito a su cuerpo.

En algunos casos no muy usuales, los niños manifiestan la presencia de algunas reacciones alérgicas, malestar en las articulaciones y la presencia de urticarias en diversas partes del cuerpo. Pero todo esto no es un factor determinante de la presencia de Giardia en el niño.

Siempre es necesario que se le realicen los exámenes a través de las muestras de heces, para poder indicar con certeza, si padece de Giardia Lamblia o no. Es poco frecuente que se puede necesitar de una endoscopia, con la finalidad de que la muestra sea más precisa. Pero normalmente basta con las muestras de heces, las cuales no son traumantes para los niños y ayudan a determinar efectivamente el problema, ante el cual sus padres seguirán al pie de la letra los tratamientos que les sean indicados por su médico.

Es importante aclarar que si el niño no presenta ningún tipo de síntoma, a pesar de que durante la realización de un examen rutinario de heces le aparezcan las Giardias; puede no necesitar ningún tipo de tratamiento al menos no médico, ya que su organismo combatirá por sí solo la infección que le ocasionan estos parásitos.

Es vital que los padres eviten el contagio de este tipo de parásitos en sus hijos, ya que ellos son los responsables del cuidado físico de ellos y la vez los garante de su salud. Desde pequeños y en especial antes del inicio de su edad escolar, se les debe enseñar todas las normas de higiene y cuidados que deben observar antes de consumir el agua a los alimentos.

Además de enseñarle que al jugar con los animales deben lavarse adecuadamente las manos antes de llevárselas a la boca, en vista de que los animales también son portadores de este tipo de parásitos, y la mayoría de ellos no son controlados. (Quizás te interese ver Esquistosomiasis).

Giardia Lamblia

La Giardia Lamblia en los perros

Las mascotas representadas por los perros, las cuales están presentes en la mayoría de los hogares, e incluso en las áreas libres de la naturaleza, están expuestos al igual que los humanos, a padecer la presencia de las Giardia Lamblia en su organismo.

Este tipo de parásito se encuentra frecuentemente tanto en perros como en gatos, y en ocasiones a pesar de tenerlos en mucha cantidad dentro de sus intestinos, pueden no presentar ningún tipo de síntoma o al menos no dar manifestaciones clínicas.

Estos animales adquieren los quistes de la Giardia mediante una transmisión directa al ingerir sus quistes, los cuales son muy resistentes a los cambios ambientales, y que son eliminados por otros animales infectados.

En ellos al igual que en los humanos, se observan en sus intestinos la presencia del parásito en forma de trofozoitos, que tienen movimiento y se sujetan de sus intestinos, manteniendo una constante interferencia de la absorción intestinal, lo que ocasiona que no sean aprovechados los nutrientes adecuados para el normal desenvolvimiento de su organismo animal.

Giardia Lamblia

Siendo factor determinante en la aparición de los síntomas, cuando los factores inmunitarios del animal no responden adecuadamente, para poder hacer resistencia a la infección que les ocasiona la presencia de la Giardia en ellos.

Cuando se trata de un solo perro es fácil la determinación del parásito, pues se realiza mediante exámenes de heces al igual que en el caso de los humanos, pero cuando existen muchos de ellos, como por ejemplo en el caso de las perreras, este tipo de control se vuelve complicado.

Los perros adultos generalmente no manifiestan síntomas aparentes, siendo la presencia de las diarreas el más indicativo de algún tipo de problema intestinal, especialmente cuando son agudas, crónicas e intermitentes.

Otra manifestación aparente es cuando se observa que el perro está perdiendo peso; en tal caso es necesario que un médico veterinario evalúe la condición de la mascota, con la finalidad de establecer mediante un análisis oportuno, cual es la causa que origina estos síntomas.

En el caso de que se deban a la presencia de la Giardia Lamblia, su veterinario le indicará el tratamiento a seguir, el cual usualmente consiste en la aplicación del medicamento Fenbendazol, el cual puede ser administrado de la siguiente manera:

  • Se administra de forma oral unos 50 mg por kilogramo de peso corporal del perro, cada 24 horas, durante aproximadamente de unos tres a cinco días.
  • Combinado con Pirantel o con Praziquantel, se les puede dar de 25 a 35 mg por kilogramo de peso corporal igualmente de tres a cinco días, cada 24 horas.

Pero los perros también pueden ser medicados con el metronidazol, que usualmente se administra también en los seres humanos, para ello se deben seguir las siguientes indicaciones:

Giardia Lamblia

  • En toma oral se les administra unos 25 mg por kilogramo de peso corporal durante unos 7 días cada 12 horas.
  • Para facilitar la administración del medicamento, se les puede administrar mezclado con los alimentos a conseguir, el mismo de forma líquida, para que resulte más fácil de dar a su mascota.
  • Se debe tener presente que se trata de un medicamento de uso delicado, y que no debe ser administrado sin antes consultar con su veterinario al respecto. Puesto que puede ocasionar efectos adversos en el perro como puede ser la anorexia, vómitos y otros trastornos de tipo neurológico.
  • Los trastornos suelen desaparecer al dejar de administrarle esta droga, pero es preferible evitar su uso prolongado y no ser administrado en perras que puedan estar embarazadas.

Giardia Lamblia

Curiosidades

La vida del ser humanos se compone de toda una serie de actividades normales que realiza, y que son vital para el normal desarrollo de todos los órganos presentes en su cuerpo. Los humanos comemos para mantener activas las energías de nuestro cuerpo y poder así vivir.

Pero todo lo que comemos una vez que nuestro cuerpo capta todos los elementos que nos son necesarios, luego de los procesos de transformación realizados en nuestro estómago por los jugos gástricos, lo que no es aprovechado se desecha en forma de heces o excrementos. Todo esto nos permite establecer una serie de puntos que consideramos curiosidades en torno a lo que son las Giardia Lamblia:

  • Los humanos expulsan a través de sus heces los quistes, que no son los que se reproducen sino los que se contagian.
  • Cuando adquirimos los quistes, dentro de nuestro organismo se dividen transformándose en trofozoitos.
  • Los trofozoitos al estar en contactos con los nutrientes presentes en los intestinos, y cuando estos últimos se deshidratan, ocasionan que los trofozoitos se transforman en quistes.
  • Las heces no tienen ningún olor agradable, pero las Giardias pueden ocasionar que el olor sea insoportable.
  • Las flatulencias cuanto se padece de estos parásitos suelen también ser insoportables.
  • Este tipo de parásito vive pegado a las paredes del intestino delgado, y aprovecha todo lo que nosotros comemos.
  • Su mayor curiosidad es que puede o no causar síntomas aparentes en la persona u animal que la tiene dentro de su organismo.
  • Aun en presencia de la infección puede no manifestar síntomas.
  • El síntoma más aparente suele ser la presencia de diarreas. Puede ser motivo de retardo en el crecimiento de los niños, al igual que su pérdida de peso.
  • Se adquiere mediante la ingesta oral tanto de agua como de alimentos, que están contaminados con sus quistes.

Giardia Lamblia

Información para niños

Cuando se trata de hablar a los niños sobre los parásitos, es muy importante realizarlo de manera que ellos entiendan de qué se trata. Se les puede indicar, que los parásitos son microbios diminutos, que generalmente son identificados mediante un estudio de su presencia en sus heces.

Siendo además a través de ellos como este tipo de parásitos entran al organismo del niño. Ellos deben entender que este tipo de parásitos, entra a su cuerpo de forma oral, si ellos consumen agua o alimentos que puedan haber sido afectados por la presencia del parásito.

Por ello es importante que sepan, que deben ser cuidadosos al llevarse las manos u objetos a la boca, que puedan estar sucios y no consumir alimentos que no le sean suministrados por sus padres, pues no se conocen las normas higiénicas que se han utilizado en su administración.

Giardia Lamblia

También hacerle conocer que sus mascotas pueden tener estos parásitos y transmitirselos a ellos, si luego de juegos con sus animales, se llevan las manos sucias a la boca. Se debe crear conciencia de forma sencilla en ellos, a sea incentivándolos mediante cuentos, donde se les enseñe lo que pasa cuando se llenan de parásitos y se enferman, y cuando se enferman tienen giardiasis.

No es necesario buscar un cuento determinado, cualquier padre tiene la capacidad de poder inventar uno para sus hijos; pero a continuación me permite ofrecerle uno que he creado para todos ustedes y para que les sirva de ejemplo informativo para sus pequeños:

Cuento Juan Tripitas

Juan era un pequeño niño muy travieso y juguetón, se la pasaba todo el día con sus juguetes y corriendo de un lado al otro con su perro Canica. Día y noche el pequeño Juan no paraba de jugar, e incluso cuando su mamá le llamaba para comer, él corría hasta la mesa, pero nunca se acordaba de lavarse las manos.

Su mamá le preguntaba, ¿Juan ya te lavaste las manos?, y él le decía, si mama, pues no quería levantarse de la mesa, pues tenía mucha hambre; su perro Canica, se acomodaba debajo de la mesa, para que Juan le pasara algo de su comida. Y así se la pasaban día a día, cada vez que se presentaba la hora de la comida, algunas veces se lavaba las manos, pero otras las olvidaban y comía igual con las manos sucias.

Giardia Lamblia

Un día Juan se acerca a su mamá y le dice, mama me duele mi barriga, y tengo muchas ganas de ir al baño, ademas cuando lo hago, el olor es muy desagradable. La mamá le decía, bueno Juan de seguro algo de lo que te comiste te cayó mal y estás indigesto. Al día siguiente Juan nuevamente le dice a su mamá, mamá me duele mi barriga, y no dejo de ir al baño.

Y su mamá se preocupa pero nuevamente piensa algo te cayó mal, llega el tercer día y Juan no deja de ir al baño, y su mamá observa que se ve muy delgado, y piensa, que le estará pasando a Juan.

Entonces decide llevarlo a su pediatra, el cual le examina y le pide una muestra de las heces de Juan.  Llegan los resultados de las pruebas, y a Juan  tiene los parásitos llamados Giardias Lamblia, con lo cual  Juan estaba enfermo de giardiasis.

Juan llora y dice al médico, ¿porque estoy enfermo?, el doctor, le dice, tienes parásitos. Pero Juan pregunta ¿Por qué tengo estos parásitos?, el doctor le responde a Juan, bueno de seguro debe ser que te ibas a comer sin lavarte las manos.

Giardia Lamblia

No yo me lavo siempre las manos, dice Juan, pero su médico le pregunta, ¿te lavas las manos todo el tiempo? Bueno responde Juan, a veces lo olvido. Entonces su médico le dice, ya ves querido Juan, esa vez que olvidastes lavar tus manos, entraron a tu cuerpo los parásitos y ahora estás enfermo.

Juan triste le pregunta a su doctor ¿Qué voy a hacer ahora yo?, su médico le responde, bueno te mandare un medicamento, tu mama te lo dará, y así te curarás. Y de ahora en adelante no olvides nunca lavar tus manos antes de comer.

Además cuando comas no le des comida en la boca a tu perro, pues él también se puede enfermar, y no quieres que eso pase verdad. Juan entendió y ahora se lava las manos todo el tiempo para evitar volver a enfermar. (Puedes conocer también sobre la Entamoeba Histolytica).

Nuevas Investigaciones

En la actualidad se están realizando nuevas investigaciones sobre el parásito de la Giardia Lamblia, con la finalidad de establecer una vacuna que sea efectiva para su prevención tanto para animales como en los seres humanos.

Por ejemplo el CONICET y la universidad de córdoba, han creado una vacuna que ha sido exitosa, en su uso para los animales domésticos, utilizada en los laboratorios y en algunas granjas, la cual tiene muchas posibilidad de ser utilizada además, en la prevención de la malaria y algunas parasitosis presentes en regiones africanas.

Ellos se basan principalmente en los mecanismos utilizados por este tipo de parásito, que lo hacen resistirse a los sistemas de defensa inmunológicos de los organismos que las poseen. Por lo cual se ha concluido que las Giardias alteran su aspecto a nivel molecular.

Con lo cual cambia sus genes, con la finalidad de codificar los antígenos presentes en diversas estructuras. Siendo el criterio estudiado, que el parásito solo posee un antígeno en él para determinado momento. Considerando que el antígeno es lo que hace que el sistema inmunitario del cuerpo de organismo hospedante se active.

Al mostrar en determinado momento el parásito solo un antígeno, y causando con él la defensa del organismo hospedante, con la finalidad de poder destruirlo; la Giardia reemplaza ese antígeno por otro que sea resistente a la inmunología del hospedante.

Esto trae como consecuencia que el sistema de defensa del cuerpo que tiene la Giardia, no pueda destruir el parásito, dejando así la inmunodefensas orgánica del cuerpo inútil ante sus ataques. Por ello la creación de vacunas contra ellos se basa en un mecanismo que actúa por interferencia sobre el contenido del ARN de los parásitos, y que así no pueda cambiar sus antígenos.

Con estos conocimientos se crean las vacunas que permitan ayudar al sistema de los organismos hospedantes del parásito, para que pueda identificar todos los antígenos creados por el parásito, y así inhabilitar sus ataques dentro de los intestinos. (Ver también Anquilostomas).

Giardia Lamblia

Conclusiones

Durante el recorrido del presente artículo se ha podido observar que la Giardia Lamblia es un parásito que puede estar presente en la mayoría de las personas y dentro de los animales, sin que su presencia, les ocasione ningún tipo de síntoma.

Pero que para algunas personas es causa de infecciones intestinales, que pueden ser bastante severas, especialmente cuando se manifiesta la presencia de diarreas crónicas, continuas, con la presencia de malestar, vómitos, náuseas e incluso, con la pérdida del peso corporal de la persona, que en el caso de los niños, puede retardar además su crecimiento.

Este tipo de parásito se adquiere mediante contagio de su forma quística, que es excretada, por los organismos que se encuentran contaminados con él, y que las personas adquieren al consumir las aguas y alimentos que pueden estar contaminados con la Giardia.

Lo cual se presenta especialmente en los niños, que suelen llevarse las manos sucias a la boca; y en aquellos viajeros que consumen aguas de manantiales u alimentos que han sido preparados sin las normas higiénicas adecuadas para ello.

Giardia Lamblia

Este tipo de parásito es un problema a nivel mundial, pues afecta la salud de muchos de los habitantes del mundo, y puede convertirse en una verdadera epidemia de no ser controlado. Pues se le puede encontrar desde los trópicos hasta en el ártico.

Su contagio está estrechamente relacionado con las normas sanitarias de los países, especialmente en los pobres; donde no se realiza el adecuado tratamiento para las aguas negroa, y la adecuada purificación de las aguas potables, aptas para el consumo tanto del ser humano, como de los animales.

Este tipo de parásito puede ser erradicado del organismo que lo hospeda mediante el suministro de medicamentos como el metronidazol, pero que es de uso delicado, pues puede ocasionar a la persona u animal que lo consuma una serie de efectos adversos como consecuencia de su administración.

Existen otros medicamentos como es el caso del Albendazol, cuya efectividad, suele ser parecido a la del metronidazol, pero que ha demostrado ocasionar menos efectos secundarios. No obstante, se requiere en todo caso realizar un seguimiento sobre el paciente u animal al que le sea administrado el fármaco.

Lo ideal es buscar productos naturales caseros, que les permitan a las personas librarse de estos molestos animalitos que viven a expensas de ellos dentro de su cuerpo. Muchos de ellos pueden ser a base de ajos, verbena cimarrona, sábila, pimienta, toronja, jugo de remolacha y muchos otros que les darán como consejo las personas experimentadas.

Pues hoy en día las personas siguen sufriendo de la enfermedad de la giardiasis o de la fiebre del castor, como se le conoce en los Estados Unidos, la cual provoca a las personas que están expuestas a sus síntomas que se les debilite la absorción nutricional de sus intestinos, y que el parásito puede infectar además las células que se encuentran presentes en el duodeno.

La enfermedad ocasionada por la Giardia Lamblia no es fatal, pero consume los nutrientes presentes en el intestino delgado, haciendo que se afecte negativamente muchos de los sistemas que conforman la función digestiva normal del organismo.

Con ello la persona padece de constantes e irritantes diarreas, que pueden llegar a ser crónicas, y ocasionar mucho malestar físico, e incluso, llevarle a la pérdida del peso corporal de su cuerpo. Y hacer de las personas que tiene el parásito, portadores del mismo, que pueden ocasionar el contagio a otras personas e incluso a los animales.

Donde en consecuencia la posibilidad a la Giardia Lamblia, de mantenerse viva, pues está constantemente renovando su ciclo vital de vida, pasando de un hospedador a otro y multiplicándose en cada uno de ellos; perpetuando su especie como ser vivo, hasta que pueda erradicar efectivamente para evitar su proliferación dentro del mundo.

(Visited 2.718 times, 4 visits today)
Categorías Microbios

Deja un comentario